in

El día que Charly García se tiró a una piscina desde el noveno piso de un hotel

Se trata del episodio más loco en la vida del genio que marcó la historia del rock argentino a través de la música y su manera de ver el mundo.

Si hacemos un top 10 de los momentos más locos en la vida de Charly García, este se ubica cómodamente en el primer lugar de la lista. El viernes 3 de Marzo del año 2000 el hombre del bigote multicolor protagonizó un salto surrealista.

Durante los 90 Charly García vivía una de sus etapas más oscuras debido a sus excesos que los llevaban a pelearse con periodistas, suspender recitales rompiendo instrumentos y generar todo tipo de escándalos por donde se movía. Sin embargo, el 1 de Marzo del 2000 Charly aterrizaba en Mendoza para tocar en el Malvinas Argentinas junto a Mercedes Sosa y Nito Mestre en el ciclo federal Argentina en Vivo

Ese concierto fue todo éxito, Charly y su entorno íntimo estaban muy contentos y fueron a un pub (La Reserva) para festejar. Todo estaba muy bien hasta que se acercó una mujer para pedirle un autógrafo para su hijo. El cantante se lo negó, ella se enojó y se fue corriendo al baño para escribir en un papel: «Charly, sos una bosta y un mal ejemplo para futuras generaciones», luego regresó y se lo hizo llegar.

Dos horas después Charly y sus secuaces deciden retirarse del pub pero la salida se complicó en la puerta por la gente amontonada que quería acercarse al ídolo. Pero los problemas se hicieron más intensos cuando la mujer que le había pedido el autógrafo lo agredió tirándole un vaso de whisky en la cara mientras lo insultaba. En ese confuso episodio hubo empujones y volaron sillas por el aire.

La mujer hizo la denuncia en la comisaría por lesiones y Charly volvió al hotel con toda la cara llena de sangre. A las ocho de la mañana cayó la policía para llevarlo a la oficina judicial a declarar pero se puso furioso cuando comenzaron a trasladarlo por varias dependencias. Hubo algunos incidentes e intercambio de insultos con algunos uniformados hasta que finalmente logró regresar al hotel.

En las inmediaciones del hotel se había desplegado un fuerte operativo de seguridad porque da la casualidad que en esas instalaciones se estaba llevando a cabo una conferencia de prensa organizada por el Ministerio de Trabajo de la Nación. Entonces el lugar estaba lleno de policías y periodistas.

Cerca del mediodía, Carlos Alberto García Moreno (a los 48 años) saltó desde un balcón ubicado en el noveno piso del Hotel Aconcagua de Mendoza y cayó en una piscina, se salvó de milagro. El impresionante salto de 18 metros quedó inmortalizado gracias a un camarógrafo de Canal 7.

Esta experiencia única se transformó en música ya que unos meses después del salto, en Octubre del año 2000, en el lanzamiento del disco Sinfonías para adolescentes, publicado durante la última vuelta de Sui Generis, se incluyó «Me tiré por vos» y «Noveno B».

Alec Baldwin (La era del Rock) mató de un balazo a su compañera en pleno rodaje

Metallica publica un libro de fotografías de la época de «The Black Album»